Congreso: prohibirán regalos u otros obsequios como propaganda electoral

Las organizaciones políticas no podrán efectuar  regalos, dádivas u otros obsequios como parte de su propaganda electoral, según  lo propuesto en el dictamen del proyecto de modificación de la Ley de Partidos Políticos que se debatió el jueves 10 en el Pleno del Congreso.

 

En la propuesta se plantea que la norma  pasará a llamarse “Ley de Organizaciones Políticas”, en la que se faculta al Jurado Nacional de Elecciones  o, a solicitud del Fiscal de la Nación o del Defensor del Pueblo a “declarar la ilegalidad de las organizaciones políticas cuando consideren que sus actividades son contrarias a los principios democráticos”.

 

En ese sentido, serían declarados ilegales aquellos que vulneren el Estado constitucional  promoviendo o justificando atentados contra la vida o la integridad de las personas  como apoyar la acción de organizaciones que  practiquen el terrorismo y/o el narcotráfico. Esta decisión será puesta en conocimiento del Ministerio Público para que adopte las acciones legales pertinentes.

 

También se considera el financiamiento público de los partidos que obtienen   representantes al Congreso y se ejecutará a partir del 2017. El 50% de los recursos serán destinados para capacitación y el otro 50% para gastos de funcionamiento ordinario.

 

Durante el debate, el tema en el que estuvieron de acuerdo los parlamentarios fue que las  organizaciones políticas, en campaña electoral, deben quedar prohibidas de entregar u ofrecer regalos u otros obsequios de naturaleza económica, directa o indirectamente, a la población.

 

Con ello, dijeron, se acabarán las discriminaciones y que fuentes ilegales, como el narcotráfico, el terrorismo, o las mafias de trata de personas, entre otras organizaciones delictivas, puedan infiltrarse en el proceso electivo.

 

Entre otros puntos, tras amplio debate, a pedido del presidente de la Comisión de Constitución, congresista Fredy Otárola,  se pasó a un cuarto intermedio para su perfeccionamiento a fin de ser votado en la próxima sesión.

 

Fuente: “El congreso”, 10 de setiembre de 2015.