Poder Judicial ordena captura de ex vicepresidente de la Confiep

La Sala Penal Nacional ordenó la captura nacional e internacional del ex vicepresidente de la Confederación de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep) Lelio Balarezo Young, a fin de que cumpla su sentencia de cinco años de prisión efectiva por el delito de defraudación tributaria en perjuicio del Estado.

El documento fue suscrito por el Colegiado "E", integrado por  los magistrados Lorenzo Ilave García (presidente), Enma Benavides Vargas y María Luisa Apaza Panuera, y emitido el pasado miércoles 22.

Desde entonces se han cursado oficios a la División de Requisitorias de la Policía Judicial y a la Interpol para que efectúen la inmediata ubicación y captura, además del impedimento de salida del país del también ex presidente de la Cámara Peruana de la Construcción (Capeco).

La condena contra Balarezo se sustenta en la presentación de facturas falsificadas y adulteradas de proveedores ante la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (Sunat) a través de su empresa Balarezo Contratistas Generales S.A.

Este hecho le permitió la evasión de impuestos por un total de 5 millones 934 mil 482 nuevos soles a través de la obtención indebida de crédito fiscal, entre los años 1995 y 1997.

Junto a Balarezo Young fue condenado el contador de su empresa Edmundo Acosta Santa Cruz. Sobre él pesa una pena de cuatro años de prisión efectiva por ser considerado cómplice primario del delito de defraudación tributaria.

En ese sentido, la Sala Penal Nacional también ordenó su  captura a fin de ejecutarse la sentencia de la Corte Suprema.

Tras confirmarse sus ubicaciones, ambos condenados serán trasladados a un centro penitenciario que será determinado por las instancias correspondientes.

Sunat evalúa embargos

Tras la ejecución de la sentencia contra Lelio Balarezo Young y Edmundo Acosta, la Sunat no descarta el embargo de sus bienes muebles e inmuebles como parte de pago de la reparación civil a favor del Estado.

La cifra ascendería aproximadamente a 20 millones de soles, incluido intereses, que deberán ser amortizados en forma solidaria.

Asimismo, la Sunat no descarta el embargo de sus cuentas bancarias.

“La República”,  29 de abril de 2015