Urge fiscalización especializada

La formación de inspectores de trabajo especializados en la fiscalización del cumplimiento de las normas sobre seguridad y salud ocupacional por cada sector productivo propuso el laboralista Jaime Cuzquén como medida orientada a mejorar el índice de cumplimiento de esas disposiciones.

A pocos días de conmemorarse el Día de la Seguridad y Salud en el Trabajo, el experto en esta materia sostuvo que una especialización de los inspectores de trabajo en ese sentido constituiría un gran avance en el país porque los accidentes laborales dependen mucho del tipo de actividad económica que se realiza.

A su juicio también dependen de la ubicación del centro de trabajo y sin duda de la capacitación y calificación del trabajador para la realización de sus labores.

Sectores

Considera que en el país existe un estándar elevado de cumplimiento de las normas sobre seguridad y salud en el trabajo por parte de las empresas de los sectores minero, energético, electricidad e hidrocarburos, en razón al carácter riesgoso de sus actividades y a la existencia de normas sectoriales propias de seguridad.

No obstante, Cuzquén opina que hay un déficit de cumplimiento de esas disposiciones en las empresas de los sectores comercio, servicios y agricultura donde precisamente está la mayor cantidad de la PEA y en donde no hay una normatividad sectorial ni la costumbre de prevenir riesgos laborales.

A su criterio, corresponde entonces al Estado no solo fiscalizar principalmente a estos sectores sino también promover desde los colegios una cultura de seguridad y salud que luego se extienda a todos los ámbitos. Considera, además, necesario fijar una normativa especial sobre seguridad laboral para las pequeñas empresas.

Aporte

Cuzquén participó en la elaboración de la primera Guía para implementar la normativa de seguridad y salud en el trabajo del Perú.

Fuente: “El Peruano”, 20 de abril de 2015.